Arigato Goza-y-más: la soledad de doce millones y androides tocando el saxofón

Arigato Goza-Y-Más (Elefanta, 2019) de Fernanda Ballesteros Fernández (Hermosillo, 1991) ganó el premio de crónica en la edición del 2018 del Concurso del Libro Sonorense. En él se narra un viaje a Japón que, advertido queda desde el epígrafe, seguirá un tono pendular entre la melancolía y el asombro. La narrativa de Fernanda Ballesteros se asoma a la mitología, los rituales y las costumbres de la cultura japonesa desde una perspectiva fragmentada y contemplativa; organizada en breves notas que parten de conceptos como el Wabi sabi, la belleza triste; y el Kinstugi, la técnica de reparar las fracturas de los jarrones con resina espolvoreada con oro o plata.

Con absorbentes ilustraciones de Isreael Urmeer sobre samuráis, el monte Fuji y las hormigas humanas sobre el cruce peatonal de Shibuya, esta crónica publicada en formato pequeño llama la atención en cuanto a la particular disposición del texto, en ocasiones utilizado como vehículo para generar atmosfera, en otras cediéndole el protagonismo a las ilustraciones o bien con caligramas y haikus que aparecen sobre la narración como pequeñas notas de una cronista controlada por un dios hablando japonés desde la altura de los rascacielos.

Arigato Goza-y-más describe los paisajes de un territorio una y otra vez destruido a causa de guerras y desastres naturales, pero también reconstruido y reparado tras cada ocasión. Entendiendo a través del Kintsugi el embellecimiento de lo una vez fracturado y la belleza de lo imperfecto a través del Wabi sabi, Fernanda Ballesteros ofrece un recorrido por un territorio que vive sobre un pez que constantemente se agita despertando terremotos y volcanes; en el que las noches se inundan de luces neón, bebidas y encuentros en una ciudad con 15 000 personas por kilómetro cuadrado comiendo sushi en cubículos individuales o comiendo sándwiches de huevito en algún FamilyMart que acá le diríamos Oxxo.

Fernanda Ballesteros.
Imagen tomada del registro visual de uno de sus performance.

Fernanda Ballesteros, que cuenta con estudios en Periodismo, Apreciación y Creación Literaria, Historia contemporánea, Filosofía y Bellas artes en Quebec, Guadalajara, Milán, Ciudad de México y París; ha publicado en revistas culturales y académicas; ha participado en tres muestras colectivas y un festival con pintura, texto y performance. Arigato Goza-y-más es su primer libro publicado.

*Jonathan Santacruz. Egresado de la carrera en Literaturas Hispánicas de la Universidad de Sonora. Escribe ensayo y poesía.